La nueva ola de cine neozelandés

Una nueva ola de cineastas ha surgido en Nueva Zelanda, ya estaban en el mapa las obras de Lee Tamahori con su obra maestra Once Were Warriors (1994) la cual está ambientada en una comunidad maorí que no encuentra su identidad, ni está con la gente de origen inglés ni con su propio pueblo, este título recorrió varios países y ganó premios tanto en Nueva Zelanda como en Montreal y Venecia. Peter Jackson que no muchos conocen sus filmes ya de culto y con mucha sangre, títulos como Bad Taste(1987) la cual fue filmada durante cuatro años y en domingos en el pueblo de Kaihoro en Nueva Zelanda con ayuda de los amigos más cercanos que quisieron cooperar en dicho proyecto. Posteriormente Peter recibió financiamiento de la New Zealand Film Comission para poder presentar este filme hasta en Cannes.


Siguieron Meet the feebles(1989) una comedia negra con títeres siniestros, catalogada como la antítesis de los Muppets. Braindead (1992 ) una de las películas catalogadas como de las más sangrientas del género, además de satirizar a la sociedad neozelandesa de los años cincuenta.


Robert Sarkies es otro director prolífico, con Scarfies(1999)donde unos universitarios encuentran marihuana en el sótano y temiendo problemas encierran al propietario de dicho cultivo desencadenando siniestros eventos, Out of the blue(2006) basado en la masacre en Aramoana y Two Little boys (2012) basado en el libro de su hermano Duncan Sarkies.


Niki Caro comenzó sus inicios siendo participante en la popular serie de terror, como compilación de cortometrajes titulado Dark Stories. Su cortometraje Shure to Rise (1993) fue parte de esta compilación, posteriormente fue conocida mundialmente por la película The Whale Rider (2002) basada en el libro del mismo título del escritor neozelandés Witi Ihimaera de 1987. Donde una chica hereda un cargo que le correspondía a su padre y sólo a los hombres en general, hace todo lo posible por ganárselo.


La nueva de ola del cine neozelandés se basa en incluir más al pueblo maorí y a sus decendientes pues ellos llegaron primero que el hombre blanco, apenas en 2012 Francia regresó a Nueva Zelanda unas cabezas reducidas que tenía en su poder, siendo desde 1831 que se prohibió el comercio de estos objetos sagrados para los descendientes del pueblo maorí.


En el cine se ve reflejado en películas de estos últimos tres años con títulos como Mahana (2016) la cual cuenta la historia de dos familias los Mahana y los Poata , ambas familias esquiladoras que han tenido cierta rivalidad por mucho tiempo. Basada en el libro nuevamente de Witi Ihimaera titulado Bulibasha: King of the Gypsies de 1994 .


The dead lands(2014). Narra la historia del hijo de un jefe maorí, que debe llevar un acto de venganza por la muerte de su padre pero debe internarse en las Tierras Muertas y lograr una alianza con un misterioso guerrero. La cinta mezcla artes marciales y tradiciones maoríes.

The dark horse (2016). Basada en la historia de Génesis Potini un prodigio del ajedrez que debe encarar un trastorno bipolar, un hermano pandillero y el hijo de este. Entre la tentación de entrar a la pandilla su único refugio que encuentra es el ajedrez.


The ground we won (2015). Un filme realizado en blanco y negro para realzar las historias que se llevan a cabo en las campiñas neozelandesas, siguiendo a una comunidad que se dedica a la agricultura y que en sus tiempos libres gozan de un buen partido de rugby.

Hip-Hoperation (2014). Unas abuelitas del Hip Hop son premiadas por el Record Guiness a la agrupación de baile más longeva del planeta tierra. Enfrentándose a sus limitaciones físicas, dichas personas no se creerán los obstáculos que su condición implica.


Born to dance(2015). Un joven originario de Auckland busca convertirse en un profesional del hi hop en su país.


Si bien mucha filmografía de aquel país que parece lejano, Aotearoa la tierra de la gran nube blanca recibe con calidez a sus visitantes y a quien quiera realizar proyectos culturales en dichas tierras. Decidí empacar mis maletas con rumbo a Nueva Zelanda después de ver The Whale Rider, tomé a mi hija de cinco años y emprendí vuelo, señaló Dana Rotberg cineasta de origen mexicano que no podía faltar en esta mención. Hace poco tiempo presentó su filme hecho en Nueva Zelanda titulado White Lies (2015) basado en el libro homónimo de Witi Ihimaera, donde una curandera maorí es llamada por una mujer blanca y de clase alta para que le aplique un aborto pues ha tenido relaciones sexuales con alguien que no es su esposo.


Festival de cine de Nueva Zelanda abordará historias y experiencias de este territorio con conferencias, presentaciones de libros, cinematografía y mucho más en diferentes sedes Cineteca Nacional, Cine Tonalá y Casa del Cine son las sedes donde se llevará a cabo esta muestra. A partir del 16 hasta el 21 de mayo.

Para mayor información favor de consultar:

https://www.mfat.govt.nz/en/countries-and-regions/latin-america/mexico/embajada-de-nueva-zelandia

https://www.facebook.com/newzealandembassy.mexico?ref=stream&hc_location=stream

https://twitter.com/NZinMexico

Publicaciones
Archive
Search By Tags
Follow Us
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Instagram Social Icon

Contacto

NeoPulp, Año 1, junio 2017, es una publicación periódica editada por Viridiana Morales, Cuautitlán Izcalli, Estado de México, C.P. 54720, www.neopulp.com. Editor responsable: Viridiana Morales . Reserva de Derechos al Uso Exclusivo No. 03-2017-000000000000-00, ISSN: 0000-000, ambos otorgados por el Instituto Nacional de Derecho de Autor. Responsable de la última actualización de este sitio, Viridiana Morales, Cuautitlán Izcalli, Estado de México, C.P. 54720.